Barceló Málaga concentra todo el sabor de la feria en el postre más top del verano

Mezclando las últimas tendencias foodies con el sabor local, el hotel malagueño ofrece sus exclusivos helados cremosos con sabor a Cartojal

Julio 2019.-Con agosto a la vuelta de la esquina, en Málaga no solo se respira verano, sino feria. Durante diez días, la capital malagueña se vestirá de fiesta con música, bailes, sol y la inconfundible botella rosa de Cartojal, la bebida más popular de la Feria de Málaga. Por su parte, para dar el pistoletazo de salida a las fiestas y refrescar los días de verano, el hotel Barceló Málaga ha reinventado la manera de tomar Cartojal, convirtiéndolo en helados.
Con un emplatado que asegura una avalancha de likes y la calidad gastronómica que distingue a uno de los hoteles mejor valorados por sus huéspedes, los nuevos helados están llamados a convertirse en el postre favorito del verano porque combinan el inconfundible sabor del vino dulce Cartojal con frescos toques afrutados, sobre una crujiente galleta.
Barceló Málaga

 

 

 

 

 

 

Por si fuera poco, este original postre se puede disfrutar bajo el sol y en un ambiente con muchísimo encanto, a elegir entre el espectacular rooftop B-Heaven o la acogedora terraza del gastrobar La Santa María. El primero es ideal para todos aquellos huéspedes que no se quieran perder el sabor de la feria mientras disfrutan de un día de relax tumbados al sol, después de un refrescante chapuzón en la piscina y contemplando las maravillosas vistas del skyline malagueño. Mientras que la segunda opción se adapta perfectamente a visitantes y locales que quieran hacer una parada obligada en el nuevo hotspotde la ciudad, donde se puede disfrutar de una oferta gastronómica única de “tapas viajeras” en un entorno alegre y acogedor.
Un viaje por Málaga que empieza en  el paladar

En 2019, Barceló Málaga se ha propuesto mantenerse a la vanguardia de las últimas tendencias gastronómicas con iniciativas únicas que prometen conquistar hasta los paladares más exigentes. Para ello han creado espacios y experiencias culinarias que tienen como objetivo que los comensales puedan redescubrir los sabores de la Costa del Sol.
El primer paso del viaje de degustación que propone el hotel está en su nuevo gastrobar, La Santa María, que nace con un novedoso menú de cocina internacional con toques locales bajo el concepto de “tapas viajeras”. Por otro lado, el espectacular B-Heaven continúa renovando su oferta de coctelería para dar cada vez más valor experiencial a esos selectos momentos de relax, que resultan tan necesarios en medio de la vida de ciudad.

Acerca de Barceló Málaga

Situado en la estación VIALIA (AVE) de Málaga, el hotel mejor conectado de Málaga es el punto de partida ideal para iniciar un viaje único por el destino. Apenas bajar del tren, los huéspedes tienen la oportunidad de sumergirse en experiencias diferenciales que inician en el mismo lobby del hotel, deslizándose por su EDHA (Estructura Deslizante para Humanos Atrevidos) un espectacular tobogán que comunica la primera planta del hotel con la planta baja; allí se encuentra el original gastrobar La Santa María, que ofrece a sus comensales la posibilidad de dar la vuelta al mundo degustando la gastronomía internacional con un toque local. El recorrido continúa por el destino, de manos de TheLocals, cinco insiders malagueños que acompañan a los huéspedes a vivir experiencias inolvidables centradas en arte, cultura, ocio, gastronomía y moda. Antes de acabar el día, se puede tocar el cielo desde el rooftop con el mejor ambiente de la ciudad: B-Heaven, situado en la azotea del hotel y con vistas 360º del skyline de Málaga. Y para acabar la jornada con una noche de descanso, el hotel cuenta con 221 cómodas habitaciones diseñadas bajo el concepto B-Room, para que el cuerpo descanse mientras la mente, libre de preocupaciones, siga recorriendo el mundo. Barceló Málaga es más que un hotel, es donde el viaje empieza.